Luego de un adecuado control prenatal, generada una relación de confianza se propone recibir a ese nuevo ser con una atención médica individualizada en cualquiera de las clínicas privadas a nivel del área metropolitana y Panamá Oeste. Este momento es vital que la pareja se sienta cómoda con el equipo médico que va a recibir a su bebe y en el hospital de su elección, las decisiones a tiempo que se tomen en ese momento determinaran la vida futura de ese nuevo ser.